Categoria Judicial

Publicado Jun 14, 2020

Se le apareció, La Virgen a “El Chatarrero” gran negociador dentro y fuera de la cárcel

En el país del sagrado corazón, donde todo pasa por algo y la justicia es injusta, encontramos casos de toda índole, donde la violación, el asesinato y la corrupción, caminan por las calles como el Coronavirus, haciendo de las suyas.

Cuando un periodista, tiene tantos elementos para escribir un artículo, empezaría diciendo que, casos como el de Jorge Alexandre Pérez “El Chatarrero” resulta ser el mejor negocio de la vida de una persona, que quiere vivir tranquila el resto de la existencia y no los estoy incitando a lo ilícito, es solo una reflexión.

Pérez, de comprar chatarra en Bogotá, se convirtió en un contratista de alto poder, al ganarse con sobornos, el ostentoso contrato para la remodelación y construcción de la Unidad Deportiva de la calle 42 por $37.299’884.006, donde se le desembolsó en un año $14.417.861.613, obviamente la otra fue realizada.

“El Chatarrero” capturado en septiembre de 2017, se volvió famoso en una ciudad como Ibagué, donde pareciera que los organismos de control se compadecieran tanto de su triste desarrollo, que no la visitan ni la investigan. Pues Jorge Alexander Pérez, la escogió para labrar su futuro y la fiscalía su aliada en el proceso.

Devolver 2 mil millones en bienes, de más de 14 mil millones desembolsados, pasando 4 años en prisión, resulta el mejor negocio de la vida, mientras que los demás capturados por pequeñas coimas, seguirán tras las rejas, mi abuela decía “mijo el día que robe, robe arto”, y con la justicia funciona el acuerdo de, “Es mejor un mal arreglo que un buen pleito” 

Y si lo escrito fuera mentira, como justificar que Pérez, suscribió un preacuerdo con la Fiscalía Segunda Especializada de Ibagué, para pagar solo 7 años de cárcel por los siguientes delitos: Enriquecimiento ilícito de particulares, peculado por apropiación, cohecho por dar u ofrecer, interés indebido en la celebración de contratos y contrato sin el cumplimiento de requisitos legales, donde de los 7 años solo pagaría menos de 4 por devolver 2 mil millones en bienes, portarse bien y estudiar. Ya pagó 3, ósea que ya debe estar planeando sus próximas vacaciones. Solo faltaría que un juez avale este cuestionado preacuerdo y la sentencia se concrete.

A esto se le suma como beneficio, echar al agua a políticos y empresarios, a los que nunca se les a confirmado un acto irregular y que hoy son juzgados en los mentideros, pero no en los estrados judiciales.  

 Con este y otros casos que sucedieron y están sucediendo en el Tolima., confirmamos que    Colombia es uno de los países más corruptos del mundo, de hecho, en el último ranking del año 2020, un estudio realizado por la Organización Transparencia Internacional así lo confirma.

En Colombia, es muy normal encontrar titulares como estos

Revista Semana

Ricaurte, Palacino y Mondragón libres, ¿falló el sistema judicial?

La libertad esta semana de tres personajes icónicos de la corrupción puso sobre el tapete los abusos a los que han llegado con el vencimiento de términos.

Lluvia de libertad para los corruptos en Colombia

Por

 Pluralidad Z

 –

05/15/2020

Repito este párrafo, y que quede en la conciencia

Devolver 2 mil millones en bienes, de más de 14 mil millones desembolsados, pasando 4 años en prisión, resulta el mejor negocio de la vida, mientras que los demás capturados por pequeñas coimas, seguirán tras las rejas, mi abuela decía “mijo el día que robe, robe arto”, y con la justicia funciona el acuerdo de, “Es mejor un mal arreglo que un buen pleito” 

elcorrilloblog

Profesional en comunicación social